La mediocridad que en parte se apropió de Kirby Star Allies
Reseñas
4

La mediocridad que en parte se apropió de Kirby Star Allies

7 abril, 2018
9 Comments
15 minutes read

Hace un par de horas terminé de jugar el título de Kirby Star Allies y se dio justo el espacio pa’ poder hacer la reseña para Colemono. El pretexto perfecto para poder dar a conocer la opinión que tengo en mente hace rato y que ahora vengo a exponer en este pequeño espacio.

La verdad no soy un fanático de la bola rosada, si… desde la primera entrega que la sigo, le he dado un espacio a gran parte de sus juegos y siempre he tenido una idea bien clara de lo que ofrece la franquicia. Una que funciona como una buena alternativa a lo que ofrece Super Mario, junto a un personaje tan versátil como el bigotón y que a pesar de tener grandes títulos a lo largo de la historia, nunca se ha logrado hacer algo tan épico como varios de los juegos que han aparecido por parte de la mascota de Nintendo.

Con Kirby Star Allies vengo a reafirmar esta opinión, es más, creo que ha sido uno de los juegos más mediocres que ha aparecido de la franquicia y por lo mismo estoy con mucha desilusión de por medio.

  • Desarrollador: HAL Laboratory
  • Fecha: 16 de marzo del 2018
  • Publisher: Nintendo
  • Plataformas: Nintendo Switch
  • ESRB: E- Para Todos

Todos ustedes tienen claro cómo es que funciona la franquicia de Kirby, la mayoría de sus juegos están enfocados a las aventuras plataformas. Juegos que lograron su primer gran empuje junto a la 2da entrega que apareció en NES, ofreciendo una aventura entretenidísima, de buena duración para la época, con una variedad de niveles increíble y secretos que ayudaron a que la dificultad de la aventura terminara entregando un gran reto a los jugadores.

Con el tiempo nos hemos dado cuenta de que aquellas características han ido decreciendo, cada vez los juegos de Kirby son más y más fáciles. Es cierto, los juegos de la franquicia nunca han llegado a tener una dificultad digna de juegos como Mega Man o Battletoads, pero créanme que con Star Allies pasa algo bien particular y es que se nota demasiado la paja de los desarrolladores para aprovechar los niveles dentro del juego.

Pero vamos punto por punto a ver si tratamos de entender el producto por completo.

15 fps por ojo e_e

A nivel artístico y visual no hay nada que decir, seguramente se trate del juego de la franquicia que mejor se ve. Los modelados de los personajes están más pulidos, tienen más detalles (aquí entran TODOS los personajes que vemos en pantalla) y se complementan muy bien con el diseño de los niveles. Es aquí donde más destaca esta entrega, ya que nos ofrece unos parajes simplemente hermosos y que representan en su totalidad lo que es la esencia de Kirby junto a su “lore”. Desde la selección de niveles en aquellos mini-mapas que están llenos de detalles visuales que deleitarán a cualquier seguidor de la serie y que obviamente llamarán la atención de los que nunca en su vida han tomado un Kirby.

Pero a pesar de tener muchos detalles visuales y un montón de “eye candy” para el disfrute de los más amantes de lo evidente, hay un detalle que me cagó desde el 1er momento en que el juego apareció entre los medios. Si, me refiero al tema de la tasa de frames… y es que limitar el juego a 30 fps me parece un despropósito para una entrega de estas características.

Ese ataque de Francisca lo puedes parar con el poder de la sombrilla.

La verdad no sé si sea un problema de optimización, la consola no se pudo el motor en el que está corriendo el juego (el que desconozco por cierto) o si hace relación al uso indiscriminado de la IA. Pero de verdad me jodió un montón este item… porque claro, para muchos quizás sea una característica que obvien o simplemente no sepan darse cuenta de la diferencia (que es lo que más ocurre en relación a esto), pero considerando que la gran mayoría de los juegos de la serie van a 60 fps, el que un juego tan importante y en una consola como Nintendo Switch se viera menos fluido que otras entregas… por mi parte le quita puntos de forma inmediata.

Pero como dicen por ahí, somos animales de costumbre y al final de cuentas es algo que a la fuerza terminas obviando; pero no quita el malestar inicial. En todo caso debo reconocer que el juego lo disfruté en su totalidad en modo portátil, ya que soy de aquellos que no conectan mucho la Switch al dock :p

Empatando con la música

Lo he dicho en un montón de oportunidades, la música o el apartado sonoro de un juego es una de las características más infravaloradas de la industria en la actualidad. Muchos creen que es un item que solo está ahí para ambientar y nada más, olvidando que se trata de un aspecto que gran parte de las veces ayuda a que el producto conjugue de una mejor manera, logrando que los juegos logren inmersión, coherencia e incluso logrando potenciar lo que vemos en pantalla.

Con Kirby Star Allies la cosa mejora un montón gracias a este item, sus compositores se mandaron re buena pega y a pesar que incluyeron un montón de remixes de temas ya conocidos dentro de la serie… hay varios temas nuevos que llaman mucho la atención. Así es como yo me quedé en la mente con uno de los más movidos y los que más motivan a la hora de dejar la pata’ en pantalla. Ese tema que aparece en el momento preciso cuando junto a nuestros “helpers” tomamos la estrella o hacemos el trencito de la amistad.

Hay muchos otros bien simpáticos y ayudan a que la aventura sea la raja, pero este en particular se quedó sonando en mi cabeza todo el rato y en más de alguna ocasión me vi tarareándolo solo.

Simple pero mal aprovechado

El tema visual fue lo de menos al conocer bien de fondo el cómo funciona el juego. Es que aquí es donde entra todo lo relacionado al título de la reseña, la mediocridad.

El juego es mediocre y punto. No hay punto de comparación con las 2 grandes entregas que vimos en una consola inferior técnicamente como lo es Nintendo 3DS, siendo la dificultad y el mal aprovechamiento de los niveles el mayor problema de este. Es que gran parte de los niveles tiene un diseño bien interesante y considerando que un buen porcentaje del gameplay está enfocado en la adquisición de coleccionables, estos están repartidos de muy mala manera llegando a un punto en que simplemente te los encuentras en el camino, lo que termina dejando el tema de la exploración completamente de lado. Ejemplo de esto es que muchas veces en varios sectores (en un montón diría yo) de diferentes niveles encontraba un punto que llamaba mi atención, ahí es donde iba a explorar a ver si había algo y finalmente no había nada.

Whispy Woods, uno de los “enemigos” más emblemáticos de la franquicia, no podía estar fuera de esta entrega.

En este tema también entran los “cuartos bonus”, los que también son a considerar en lo que refiere la baja dificultad del juego, ya que el título te entrega todo en bandeja para que puedas completar tu objetivo sin dificultad alguna. De hecho, si te equivocas puedes y volver a entrar para intentarlo sin perder tiempo, dejando de lado la frustración que muchas otras entregas mantienen.

Creo que la simpleza del juego no es absolutamente ninguna escusa para que la aventura resultara como lo vemos en la actualidad. Si, el control es tan simple como jugar nuevamente el Kirby’s Adventure de NES más unas mecánicas extras que están hechas para esta nueva entrega. Pero lamentablemente nos encontramos con un juego que se puede definir como un paseo por el parque. Porque ni siquiera he citado todo lo relacionado a la IA y la tremenda ayuda que resulta ser la CPU en toda la aventura. En muchas ocasiones llegué a pensar que estaba jugando una demo o una beta de algún juego de la serie xP

Si, aquí tendremos la ayuda de 3 “helpers” más, una característica que se presenta como “el gran” valor agregado de esta nueva entrega, tiene relación a todo el “lore” que guarda el juego en esta ocasión y siendo una particularidad que baja aún más la dificultad del juego. Es que estos personajes controlados por la CPU aparte de hacer gran parte del trabajo en pantalla… también nos entregarán más habilidades para las que vayamos tomando en el camino -son casi 30 habilidades las disponibles en esta ocasión-. De esta forma podremos combinar poderes elementales (agua, fuego, electricidad, etc) e ir batallando contra los diferentes enemigos en la aventura. Esto sin considerar que muchas veces también nos ayudarán a resolver los “puzles” que nos vamos encontrando. En definitiva, el juego lo podrías pasar prácticamente sin hacer nada e_e

Los coleccionables son piezas de rompecabezas que nos ayudarán a formar estos artes.

Mediocre =/= Malo

Es evidente, pero para quienes no saben separar bien los conceptos… no está demás remarcar que Kirby Star Allies no es un mal juego, es mediocre, pero está lejos de ser una basura. Al final cumple con lo básico, tiene un montón de detalles y es inconsistente, pero al final de cuentas se trata de un juego de Kirby y por lo mismo entregará variadas posibilidades junto a la aventura y su contenido extra que vamos desbloqueando a medida vamos terminando el modo principal. Es así como podrán disfrutar de unas 6 horas de su modo aventura, mientras que para sacar todo el contenido quizás les tome entre 10 a 12 horas.

No sé si esté demás comentarlo, pero es evidente que los fanáticos de la bola Gosada se van a comprar (si es que ya no se lo compraron) igual. Pero para quienes aún estén con la duda y tengan su Switch esperando obtener un nuevo juego, la verdad es que les recomiendo esperar a que baje de precio (algo complicado) o simplemente vayan a buscar una copia usada o prestada. No creo que valga la pena desembolsar 40 lucas o más en un juego como este.

gR.-

Promoviendo el mundo de los videojuegos, desde que tomé el control de Billy Lee :)

7654 posts
0 comments